miércoles, 5 de octubre de 2016

Regresar en septiembre





                                               Regreso  ahora  al estudio mientras duermes

                                               en la estancia contigua y yo te escribo

                                               esta carta sin fecha,  en mi desvelo,

                                               pues sé que el sueño es cómplice y espera.



                                              Suena en la radio Darkness y amortigua

                                              los últimos ruidos  vecinales,

                                              como si el viejo Leonard no ignorara

                                              que su voz acompaña a la cisterna

                                              del cuarto izquierda y su rumor de río.



                                             Indolente la sábana te cubre

                                             e ilumina en penumbra mi deseo.

                                              La carta era impaciencia y la rubrico

                                             descubriendo otra noche entre tus brazos,

                                             mientras la luna azul entra en lo oscuro.    

                                                                                  ***


Miguel Cobo
                                                                                      ***

6 comentarios:

Kaperusita dijo...

Qué retorno más exquisito!!!
Septiembre te inspira y leyéndote resulta incitante.
Un beso, Miguel :)

Alberto Granados dijo...

Ha merecido la pena esperar a que regreses.
Haces que las ideas se conviertan en algo eminente e importante. Haces poesía, simplemente. Sencillamente.
Que la Cosmopoética de este año cuente contigo. Lo esperao.

AG

José Luis Martínez Clares dijo...

Un regreso otoñal. Hermoso. Qué largo es el verano de las ausencias. Abrazos

A.Torrante dijo...

se nota que alguien la estuvo pasando muy bien escribiendo ideas sobre vientres y espaldas...Le quise dar un toque poético...:-)

XuanRata dijo...

Si pudieras regresar también en octubre sería fantástico.

Un abrazo, Miguel.

Juan Herrezuelo dijo...

Que sea en octubre, entonces, tu regreso, y que sea justo a tiempo para poder sentarme en la orilla de tu espacio antes de mi propia larga ausencia (cosas del ánimo, también). Me alegró tanto volver a tenerte por el Loser ahora, y acercarme a esas tres grandes canciones que me propones(adoro a Camacho, y no entiendo cómo no llegué a llevarle al pequeño escenario de mi blog bar -el término es tuyo- con esa canción, precisamente, la que me resulta más especial porque está en aquel programa de radio que le dedicamos a Muñoz Molina hace casi 25 años)
Un gran abrazo.