martes, 28 de septiembre de 2010

¿Hay...qué?



Fuera del tiempo
los relojes sin horas
se desperezan

***

Leve la pluma
describe con el viento
su despedida

***

Crece la espuma
el agua en torbellino
desaparece

***

La araña teje
en silencio su tela
la mosca zumba

***


Largo el camino
el caracol avanza
la luna espera

***

Con los diez dedos
te dibujo en la espalda
la flor del sueño

***

Seda bordada
con un hilo de luna
la luz se apaga

***

La gota de agua
el pétalo humedece
de madrugada

***

Sol de domingo
la tortuga en el parque
sobre el nenúfar

5 comentarios:

Isabel María González dijo...

Bonitos haikus, amigo. Un abrazo.

Alberto Granados dijo...

Deliciosos haikus, Miguel No es nuevo. La sencillez y profundidad que despliegas es muy notable. Gracias.
Y felicidades.

Isabel Romana dijo...

Preciosos haikus, miguel. Me inclino por quedarme con ese dedo que traza flores de sueño. No me he animado nunca a escribir un haiku, quizá son demasiado sutiles para lo que es mi estilo... Un abrazo, querido amigo.

XuanRata dijo...

Es curioso lo de los haikus: palabras que dan razón de su propia insuficiencia y cuanto más insuficientes más hermosas y perfectas.

Gracias, Miguel.

Kaperusita dijo...

No se lo que es un haikus, de hecho es la primera vez que lo "oigo". Me ha sabido a compás impertubable, a otra dimensión quizás.
Siempre aprendiendo algo nuevo;-)